Orden del Día / 102

 

 

Así estamos, con los pies semi-enterrados en la arena húmeda, dichosos de haber dejado atrás el ardiente asfalto, dichosos de haber cargado una parva de libros que desequilibró el peso del equipaje, dichosos de retomar la escritura …

 

 

 

 

Este hábitat nos provoca una crónica que, como se encuentra en plena hechura, iremos posteando a medida que avance.

Hoy, el primer tramo:

 

 

No me dio tiempo a advertirle. El golpe seco de la cuchilla impactó justo detrás de la tráquea, como un hachazo, y separó la cabeza del tronco. Con el cuchillo todavía ensangrentado ya estaba dispuesto a abrirla al medio, pero mi voz, aún alterada por el ritmo acelerado de mi pulso, lo detuvo…
– ¡No, la quería entera!
– Ningún problema.
Entonces, se agachó hacia el bote y tomó otra corvina, más grande que la anterior, como en recompensa, como disculpándose. Después yo comprobaría, al cargarla, que serían unos dos kilos.
– ¿Por qué entera? ¿Cómo la va a preparar hoy?
– En horno de barro… Eso sí, me la podría abrir al medio, tipo libro, y limpiarla.
– Bien. Entonces, ¿el pescado solo y ya?
– No, lo dejo macerando previamente unas horas…
– ¿Macerando? ¿En qué?
– Bueno, en varias cosas…, es una mezcla de ajo triturado a mortero junto a granos de mostaza, de pimienta blanca, negra y rosa, aceitunas negras, miel casera, salsa de soja, vino, un toque de aceto, curry hindú y sal. Luego lo embadurno todo con la emulsión y lo dejo reposar por horas en la heladera. Se puede comer así, tipo ceviche, pero yo lo voy a envolver en papel aluminio y cocinar en horno de barro, sólo un toque.
En el tiempo en que yo alardeaba de los conocimientos culinarios que no poseo agregando ingredientes a granel, el pescador hacía su trabajo sin prestarme la más mínima atención: había destripado y despinado a la corvina con cabeza y la había envuelto en dos hojas de papel del Diario Popular, junto a otro pescado: pescadilla -me dijo- va de regalo para que lo pruebe, después me dice cómo le salió. Tomé el billete húmedo de diez pesos que llevaba en el zoquete, le pagué, cargué el bulto y seguí corriendo el tramo que me restaba, con una pesa unilateral de más de dos kilos.
En las arenas bailan los remolinos… No, no hay arriero. Son mis piernas las que resisten los embates del viento que en la vuelta ya no está a mi favor. Es una pulseada despareja. Avanzo con dificultad, la arena está blanda y cada pisada se pierde profundo y cada alzada resta energía. A pesar de las duras condiciones y del peso extra, estas piernas prefieren la vera del mar a la liviandad del asfalto habitual al que están penosamente acostumbradas.

APG

 

 

El resto de rutinas sigue su curso, como que es principio de mes y seleccionamos un nuevo cuento –Aspectos de la vida de Enzatti-, de Marcelo Cohen, y el número diciembre de La comunidad inconfesable.

 

 

Fotografía: Gerald y Sara Murphy, 1923

 

 

Anuncios

~ por APG en diciembre 3, 2009.

Una respuesta to “Orden del Día / 102”

  1. Hola gente de LMEA: estaba googleando “The Palermo Manifiesto” y la web me trajo a la página. Con el correspondiente permiso, dados los recientes premios internacionales, y a propósito de “Nosotros apoyamos a nuestro nuevo presidente de color -negro- ; pero también lo habíamos hecho con Malcolm X y the Kennedy´s brothers y Martin Luther. Sólo deseamos que esta vez, el negro, no sea blanco -de nadie-”, de la reseña escrita según entiendo hacia mediados de noviembre del año pasado, con último comentario dejado en mayo del corriente, quería decir ahorita mismo que I´m very, very angry about the Peace Nobel Prize given to your new president, which is the texan motherfucker painted in black with dark brown Wassington shoe cleaner. I really hope that the norwegians are not wrong. In the meantime, Bushama will be my target. Don´t worry, I just carry some words.
    Con las correspondientes disculpas del caso por si durante el transcurso del año –y la administración Bushama– se hubiesen publicado arrepentimientos tipo del que le reclamaban a Estebitan (deseos, chicanas y/o exigencias que no comparto) vayan sobre todo mis respetos, felicitaciones por el sitio y saludos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s